COLIBRÍES VOLANDO EN CARACAS CON AMOR

Sharon Loew presenta oficialmente en Caracas su colección Colibrí y la Edición Especial  San Valentín 2017.colibrí de sharon loew

“Las verdades elementales caben en el ala de un colibrí”
-José Martí.

Sharon Loew de vestido morado y accesorios –suyos- plateados da  la bienvenida a todos los invitados conforme van llegando. Los que no la conocen se presentan y los que sí la saludan. Con vacile, todos se esparcen por el pequeño espacio. El arte debe codearse con el arte y el lugar lo hizo literal. La Galería Imventarte con sus blancas paredes llenas de hermosas obras acogió a todos de la mejor manera.

En el salón principal, pegada de la pared, una mesa llena de flores y colibríes que parecen revolotear entre ellas  llama la atención de los presentes. Cámaras, celulares y otros aparatos electrónicos que permitan inmortalizar el momento salen de los bolsos y bolsillos. Es la décima colección de la orfebre. Vino hasta Caracas este 07 de febrero para presentarla a todos los citadinos de primera mano.

Sharon LoewAunque sus piezas están disponibles en tiendas caraqueñas de tradición y reputación como Aprilis, no es lo mismo verlas en un ambiente lleno de arte, que verlas en vitrinas.

Colibrí materializa en collares, pulseras, zarcillos y gargantillas los colores de ocho especies del ave. Cristales, cuentas y cordones multicolores condensan el despliegue cromático y permiten asemejar la paleta de tonos a las del plumaje de los diversos picaflor que sirvieron de inspiración para la colección.

Hacia las cuatro de la tarde, Sharon Loew da las gracias a todos los asistentes y con un movimiento de manos donde los cristales de sus accesorios danzan al ritmo de sus palabras, habla desde el corazón.

El colibrí resulta sagrado para ella porque en momentos difíciles para su familia fue un símbolo recurrente. Cada día que se sentaban a orar aparecía uno. “Esto sucedió por 30 días consecutivos”, menciona la orfebre mientras su voz se va haciendo cada vez más emotiva.

También cuenta que las primeras piezas se las mostró a su papá que dejó el plano físico hace poco más de un año y eso de igual manera tuvo algún efecto en el resultado final.

 

colibrí colección sharon loew

Más allá del discurso, lo que demuestra cuán importante y significativa es la colección para ella es lo que no dice. Es esa voz que oscila entre un tono normal y el del nudo en la garganta. Es el movimiento de las manos para acompañar el cuento. Es los ojos que brillan hasta cristalizarse. Sharon Loew vino a Caracas, además de a presentar sus piezas, a abrir su corazón.

Las piezas se titulan según los colores de los tucusitos que las engendraron. Algunos de ellos son:  Colibrí Orejivioleta, azul y verde;  Inca Bronceado, morado, bronce y plata; Alas de Sable, morado, azul, bronce y verde y  Mango Pechinegro , negro y verde.

Los dijes del pajarito de rápido aleteo están hechos en tecnología 3D, llevan grabado el logo de la marca y están bañados en oro o plata. Como las historias hay
que compartirlas, cada pieza viene con su respectivo texto que explica una de las vertientes de lo que representan los colibríes para Sharon Loew.

Se trata de una leyenda en la que Dios, tras crear todo lo que hoy vemos en la tierra y asignarle una labor, se dio cuenta de que necesitaba un mensajero para llevar los deseos y pensamientos de un lugar a otro; como ya no quedaban ni barro, ni maíz, tomó una piedra de jade y con ella talló una flecha muy pequeña, sopló sobre ella y al salir volando se convirtió en un colibrí.

Edición Especial San Valentín 2017 de Sharon Loew

No obstante,  Sharon Loew no solo vino a presentar Colibrí y, desde su corazón, también habla
de su Edición Especial San Valentín 2017. 150 piezas entre pulseras y collares que tienen como protagonista un anillo. Pero no el típico anillo de alianza matrimonial. Se trata de un anillo de compromiso que puede significar la responsabilidad y lealtad tanto de una relación de amistad como una de pareja.

Como los detalles, símbolos y significados no pueden faltar alrededor de todo lo que ofrezca la marca, cada accesorio también trae consigo una leyenda. Los textos vienen con borde rojo si representa el amor de pareja y con rosa si el caso es de amistad.

Los collares están hechos con cadenas bañadas en otro o plata y ocho piedras semipreciosas, llamadas espinelas, que forman parte de una familia de gemas de colores diversos, muy apreciadas por su calidad y dureza. De las pulseras, en las que emplea facetada la misma piedra, cuelga el anillo.

Apenas Sharon Loew terminó de abrir su corazón y regalar a los fotógrafos y otros presentes interesados una foto al lado de sus creaciones, todos pasaron a aniquilar la mesa de postres. Un pastel más rico que el otro. La exquisitez no dio tiempo al empalague.

¡Suscríbete para recibir contenido exclusivo!
Respetamos tu privacidad y datos personales

Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • 728x90